jueves, 23 de abril de 2009

ALFABETO DE HAIKUS


Toca el turno a otra de mis poetas favoritas. La española Ana Muela Sopeña con este formidable alfabeto de haikus.

Árbol de jade,
en la sombra del tiempo.
Pétalos de agua.

Besos nocturnos,
sobre lagos helados.
Melancolía.

Cristal oscuro,
en tus ojos de niebla.
Sílabas de ónix.

Chales de seda,
sobre manos de niñas.
Días nostálgicos.

Dunas de cobre,
con abrazos de nácar.
Sonambulismo.

Espejo frío,
en tus iris de bruma.
Tristeza errante.

Frases en noches
que se pierden sin brújula.
Senderos solos.

Gatos sin dueño,
sobre asfalto espectral.
Ciudad desierta.

Hielo en tus manos,
cuando piensas en mí.
Peligro y reto.

Iris de agua,
bajo un bosque hechizado.
Umbral del viento.

Juego de naipes,
en columpios con flores.
Sutil respuesta.

Kárate oculto,
nuestras luchas sin límite.
Danza del río.

Luna creciente,
en tus dedos antiguos.
Consagración.

Lluvia secreta,
en portales con labios.
Dulzura ebria.

Musas aladas,
en tus letras nacientes.
Inspiración.

Nanas de niños,
en las tardes de invierno.
Música de oro.

Ñandús traviesos,
en tus fotos rojizas.
Belleza efímera.

Osos de trapo,
en la infancia añorada.
Desolación.

Piedras de sol,
sobre sombras de nadie.
Belleza fría.

Querer de lobos,
en un bosque cerrado.
Ensoñación.

Ruda y romero,
en conjuros atávicos.
Renovación.

Serpientes rojas,
susurros en penumbra.
Caricias de ámbar.

Trébol de suerte
en caminos erráticos.
Liberación.

Uvas moradas
en modelos muy rubias.
Fotos con flash.

Vela de fuego
mientras miras mis ojos.
Presentimiento.

Walquirias lánguidas,
en la ruta del sueño.
Un pentagrama.

Xilofón áurico,
creación en crepúsculo.
Sangre en la nieve.

Yerba en tus dedos,
sobre ramas de escarcha.
Ritual de lunas.

Zaherido aire,
cuando tú me respiras.
Ahora o nunca.



NOTA: Haiku es simplemente lo que está sucediendo en este lugar, en este momento.

Formalmente, es un poema breve, casi siempre de diecisiete sílabas distribuidas en tres versos, de cinco, siete y cinco sílabas respectivamente.

Lo que caracteriza al haiku y lo distancia de otras formas poéticas es su contenido. Un haiku trata de describir de forma brevísima una escena, vista o imaginada.

6 comentarios:

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias por traer este poema a tu blog, Álvaro.

Es un poema que me encanta y me hace mucha ilusión que esté aquí, después del poema de Blanca Nieves.

Un abrazo grande
Ana

María BlancaNieves dijo...

¡Sencillamente extraordinario!

Todo un paisaje en desarrollo que parte de la nostalgia hasta la liberación,haikus perfectamente elaborados.

Enhorabuena querida Ana, un beso con cariño.

Gracias Álvaro por unir las palabras escritas de los poetas, pero sobre todo, por estrecharnos en un abrazo a través de tu blog que instruye y llena al lector de sensaciones.

Mis respetos y cariño en un fuerte abrazo.

Álvaro Ancona dijo...

Ana:

tu Alfabeto de haikus es notable. Una manifestación más de tu alma lírica.

Me honran tus letras.

Álvaro

Álvaro Ancona dijo...

La palabra volará a través del tiempo y del espacio. Venga ese abrazo.


Álvaro

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Gracias Alvaro por traernos a Ana, cuyo universo poético es tan especial.

Un abrazo
Marian

Álvaro Ancona dijo...

Es una demis poetas favoritas. Su estilo me encanta y es una buena amiga.

Álvaro